Unas horas en Brno (República Checa)

Escrito por viajaresunreflejodelplacer 15-01-2010 en General. Comentarios (4)

El viaje por la vieja Europa llegaba a su fin. Después de diez días recorriendo Italia, Eslovaquia, Hungría y Austria, tocaba regresar a casa. Para ello fuimos en tren desde Bratislava a Brno, en la República Checa. Allí tomamos un avión con destino a Londres, y desde allí, otro a Valladolid. Fue la guinda de un viaje tan trepidante como intenso. A pesar de que en Brno solo estuvimos unas horas, tuvimos tiempo para conocer la ciudad y pisar el quinto país de este recorrido centro europeo.

 

Cuando llegamos a Brno, eran algo así como las once de la mañana. Nuestro avión con destino Londres salía a las cinco y media de la tarde así que teníamos poco más de seis horas para hacer escala, conocer la ciudad y comer antes de volar a Gran Bretaña. No perdimos ni un instante y pronto nos vimos paseando por las calles de esta ciudad, la segunda en población de la República Checa tras Praga.

 

Llegar a Brno fue una mezcla de idiomas y lenguas

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd1.jpg 

 

Lo primero que hicimos fue saludar y acercarnos a la oficina de información

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd2.jpg 

 

En la oficina de información turística conseguimos un mapa de la ciudad. Además, la mujer que nos atendió nos mostro la mejor manera de llegar hasta el aeropuerto. Con todo lo que necesitábamos saber, lo siguiente que hicimos fue cambiar dinero en un banco próximo. Cambiamos unos 40 euros en coronas checas, dinero más que suficiente para pasar unas horas en la ciudad y darnos una buena comilona.

 

Guiados por el mapa nos acercamos al mercado

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd3.jpg 

 

Luego fuimos hasta la catedral de San Pedro y San Pablo

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd4.jpg 

 

En el templo no se podían hacer fotografías, así que dimos un paseo por su interior y continuamos con la visita. A estas alturas, el Papa Benedicto regresó a nuestros pensamientos. Resulta que el pontífice había estado en el aeropuerto de Brno hacía apenas 48 horas dando una misa. Todavía seguían los coletazos de la visita papal a la zona. Menos mal que dejamos Praga para otra ocasión....

 

Encargada del templo repasando la visita en los periódicos

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd5.jpg 

 

En la catedral de San Pedro y San Pablo, también visitamos un peculiar museo donde se exibían prendas de obispos y cálices de gran riqueza. Continuamos la visita subiendo hasta lo alto de una de las dos torres de esta iglesia situada en una colina. Desde allí arriba pudimos ver toda la ciudad a nuestros pies.

 

Brno (República Checa) a vista de pájaro no espino

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd6.jpg 

 

Jugando al vértigo en lo alto del campanario

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd7.jpg 

 

Paseando a paso ligero por las históricas calles de la ciudad de Brno

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd8.jpg 

 

Brno es una ciudad que no llega a los 400.000 habitantes. Sin embargo tiene suficientes atractivos para pasar allí más tiempo del que nosotros estuvimos. A parte de su historia, que se percibe a cada paso, hay numerosos edificios y museos interesantes. Además, en sus proximidades hay un gran número de cuevas y formaciones karsticas de gran interés. Nosotros nos tuvimos que conformar con conocer el casco antiguo de la ciudad. Brno también es conocido por el mundial de motociclismo, pues en su circuito se disputa una de las pruebas del campenato.

 

Seguimos los pasos marcados por los edificios

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd9.jpg 

 

Que no dejaban de llamarnos la atención

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd10.jpg 

 

Una de las apacibles plazas que existen en el centro histórico

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd11.jpg 

 

Coloridos edificios con la iglesia de Santo Tomás al fondo

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd12.jpg 

 

Detalle de una fachada en una de las calles principales de Brno

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd13.jpg 

 

Ni que decir tiene que teníamos el tiempo encima. Así que el paseo fue un tanto apresurado. Foto aquí, foto allá, una cervecita local por el otro lado.... la mañana estaba cundiendo. Habíamos despertado en Bratislava, estábamos en Brno y todavía nos quedaba llegar a Londres. Casi nada.

 

Plaza de la libertad, centro neurálgico de la ciudad

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd14.jpg 

 

Vendedora ambulante de mosto en Brno

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd15.jpg 

 

Como no teníamos demasiado tiempo, recorrimos las calles principales y buscamos un lugar para comer. La verdad es que el menú nos salió bastante barato. Por unos diez euros comimos abundantemente los dos abundantemente con un par de cervezas de medio litro y cafés incluidos. Así da gusto viajar. Después, apuramos los últimos pasos por esta ciudad que además es la capital de la región de Moravia.

 

Paseando por la calle central de Brno después de la comida

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd16.jpg 

 

La torre del antiguo Ayuntamiento

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd17.jpg 

 

Detalle de una arquitectura un tanto llamativa

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd18.jpg 

 

Reflejos de Brno o una amalgama de estilos

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd19.jpg 

 

Otro vistazo a la triangular plaza de la libertad

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd20.jpg 

 

Vivienda neogótica en el casco histórico

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd21.jpg 

 

Interior de la iglesia de Santiago

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd22.jpg 

 

No queríamos abandonar la ciudad sin visitar esta iglesia que está considerada como uno de los edificios góticos más interesantes del país. Sus dimensiones no nos dejaron indiferentes. Aquí, por suerte, si que pudimos sacar unas cuantas fotografías.

 

No me mires así que yo no he sido....

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd23.jpg 

 

Firmando en el libro de visitas y el órgano al fondo

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd24.jpg 

 

En el libro de visitas dejamos bien claro que alguna vez volveremos a la República Checa. Solo unas cuantas horas habían bastado para saber que este país merece una visita más intensa. A estas alturas dábamos por buena la decisión de no habernos acercado a Praga. Entre otras cosas porque hubiese sido demasiado y no habríamos disfrutado la capital checa al máximo. Así que habrá que volver, fijo.

 

Galería morava y torre de Santo Tomás

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd25.jpg 

 

Ostentosa puerta en una de las muchas iglesias

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd26.jpg 

 

Con más pena que gloria nos dirigimos hacia la estación de tren. Allí partía nuestro autobús hacia el aeropuerto. No había duda, el viaje y las vacaciones tocaban a su fin. Aún así, quisimos exprimir el tiempo al máximo para seguir disfrutando de esta ciudad llena de detalles.

 

La arquitectura seguía llamandonos la atención

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd27.jpg 

 

Foto de despedida de Brno mientras llegaba nuestro autobús

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd28.jpg 

 

Extrarradios de Brno de camino al aeropuerto

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd29.jpg 

 

Llegando al aeródromo de Brno, República Checa

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd30.jpg 

 

En el aeropuerto tuvimos la suerte se seguir viajando. Allí había colgada una exposición de fotografías de diversas zonas del planeta. Fue una especie de consuelo para un par de viajeros que regresaban a casa aflijidos por el fin del recorrido pero contentos por todo lo que habíamos conocido.

 

Grado (Italia) en el aeropuerto de Brno

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd31.jpg 

 

Cuando despegamos, vimos el montaje papal

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd32.jpg 

 

Y cuando nos quisimos dar cuenta estábamos en el aeropuerto de Stantsted. Allí cambiamos las coronas checas por libras e hicimos acopio de alimentos para la noche. Antes de cenar y buscar un lugar para dormir, hicimos recuento de las vivencias del viaje. El circuito por Europa había merecido mucho la pena.

 

Recuento de monedas y billetes, menudo lío perejil

http://viajaresunreflejodelplacer.blogspot.es/img/1000cd33.jpg 

 

Aquella noche la pasamos en el aeropuerto. Y a la mañana siguiente volamos hasta Valladolid. Allí comimos en casa de madre y subimos con el coche hasta Asturias. Creo que todavía estamos intentando ordenar todo lo que vimos y vivimos. Eso sí, ya estamos pensando en el siguiente viaje.